Uno de los equipos imprescindibles en zonas de altas temperaturas es el minisplit, que literalmente se traduce como “mini-dividido”. Este tipo de equipos de aire acondicionado cuentan con dos partes que interactúan entre sí para ofrecer un servicio de manera permanente. La unidad interior se instala adentro de la casa habitación, de manera estratégica para que su acción enfriadora sea efectiva. La unidad exterior (también llamada unidad condensadora) es la sección que se instala a la intemperie para rechazar el aire caliente de adentro hacia afuera. Es un sistema que, entre más aire fresco a la intemperie reciba mayor será su efectividad.

A continuación, enlistamos algunas ventajas de los minisplits:


  • Son equipos compactos
  • La mayoría de los modelos son estéticos y no interfieren con la decoración interior
  • Son ideales para el hogar, oficinas, locales comerciales, etc
  • Por lo general, son equipos silenciosos
  • La condensación es drenada al sistema de drenaje local